Bando 007 (entre tú y yo)

(Perogrullo)

Nos encontramos cerca de los Países Bajos desarrollando un proyecto. Hemos estado aproximándonos paulatinamente a medida que ha ido avanzando el tiempo, que no el proyecto. Es harto complicado alcanzar conclusiones satisfactorias cuando las directrices no se han dejado claras. Lo peor de todo es que su entrega es inmediata y ya no queda tiempo.

Bando 006 (Oferta de viajes)

(A.Ceguero)

Si necesitan de algún medio de transporte rápido y fiable para viajar por unos cuantos estados de ánimo, pinchen aquí. Escojan el que prefieran en función del lugar al que tienen pensado ir, o del que han planeado marcharse. Sé que este tipo de ofertas no se publicitan demasiado, somos unos pocos los elegidos, pero no vengan aquí a quejarse, yo ya he avisado.

 La 107 es una clásica ya, pero exploren otras líneas más, no sé, 2, 3, 14, 31, 34, 70, 72,… Viajen (y si son tan amables, háganme llegar alguna foto).

 (Nota: datos recogidos de la Agencia de Viajes Espéculo).

Autorretrato 001

cadena

(PusilániMan)

Así me veo yo. Como una cadena; como una parte integrante del sistema de transmisión que permite trasladar la fuerza y el movimiento de un elemento a otro. Me gusta el hecho de pensar que puedo hacerlo sin necesidad de que ambos elementos estén en contacto directo. Y, dependiendo de las dimensiones humanas de los platos dentados elegidos, hacer que el sistema global avance más deprisa o más despacio, con un sutil tira y afloja, pero sin soltar nunca a nadie.

Piensa el gabinete que sufro una máxima elongación, que mis eslabones ya no encajan perfectamente en el dentado, y que quizá sea más práctico cambiar de cadena. No tengo ánimo para tratar de convencerles de lo contrario. Son muchos años en esto y me deprime la idea de no estar a la altura de lo que se me pide, pues es un cargo que me gusta. Disfruto al pensar que la diplomacia es esto: una cadena en búsqueda constante de la mejor transmisión. Pero yo solo soy inútil; el aislamiento es parálisis, la colaboración es avance, la solidaridad es evolución.

Sí, sólo estaba buscando compasión…

Bando 005

(Falacio)

A la vista del escaso entusiasmo mostrado por la mayoría de los ambagedores, me he permitido la licencia de revelar a toda persona cercana al gabinete la clave para poder decir lo que les venga en gana; no existirá censura previa ni posterior, más que nada porque está muy mal visto. Podrá expresarse aquí desde el dueño del bar (he comprobado que se pasa más tiempo en común allí que en nuestra flamante sala de juntas) hasta el último mono.

P.D.: Para ver si les animo un poco, les he instalado hilo musical. No se asusten de lo que pueda sonar, los caminos de sus señorías son inescrutables.

Disculpas (Comunicado Oficial 002)

Estamos un tanto circunspectos después de lo contemplado en el último post. De verdad que no nos esperábamos lo sucedido, no le tomamos en serio cuando nos imploró que le eximiéramos de una responsabilidad tan opresiva. Es un caso inaudito, que abre numerosos interrogantes (qué hace aquí, cómo llegó, por qué, qué podemos hacer con él…). Tras una reunión de urgencia, y sin pleno convencimiento, hemos pensado que tal vez lo mejor sea delegar en él actividades más livianas. PusilániMan se encargará, a partir de este mismo momento, del aspecto visual, entendiendo como tal la publicación de fotos y poco más. No se malinterprete nuestra decisión, no es un sublime fotógrafo, pero sí el único que tiene cámara de fotos. A modo de terapia, estamos abiertos a la posibilidad de que comente él mismo sus propias imágenes. En otras ocasiones, debido a la dificultad intrínseca del tema fotografiado, será alguno de sus compañeros quien lo haga. Probín…

Comunicado oficial 001

(PusilániMan)

 Pocas veces me he encontrado con tamaña empresa: se me ruega a mí ser el primer ambagedor que haga un comunicado público en nombre del grupo completo. Dio igual que me negase en redondo a aceptar, que amenazara con dimitir, que llorara; nadie quiso escucharme, la diplomacia no es infalible. Les advertí convenientemente de lo erróneo de su acuerdo. Yo no soy capaz de llevar a buen puerto lo que me piden; no creo que tenga los suficientes recursos para hacerlo; y aún me aguardan otras muchas tareas en mi despacho. Además, son tantas las cosas que debería decir, que no soy capaz de discernir cuáles son las más importantes, cuáles las secundarias y qué es de lo que debo prescindir. Y no quisieron hacerme caso. Y con qué cara voy yo mañana hasta el gabinete. Cómo les digo que estuve a punto de intentarlo… Lo siento, quizá mi próxima misiva obedezca a unos patrones más claros y goce de una prosa más sucinta; pero sólo quizá, tal vez no me vuelvan a dejar tocar un teclado.

Boletín de Falacio

(Falacio)

Se pone nerviosa la gente porque aún nadie ha hecho las presentaciones formales. No han nacido a la sociedad. Y eso frustra. O eso dicen sus gestos adustos. Son un equipo numeroso; sus identidades irán viendo la luz poco a poco, no conviene saturar. Supongo que no se aplicará ningún sistema especial a la hora de poner un orden: los codos serán sus únicos méritos. En el fondo, ellos también son unos vanidosos, a ellos también les produce cosquilleo el poder ser reconocidos de forma tan popular.

Quiero dejar claro que la lista no es un documento cerrado: entrará gente nueva, otra saldrá. Todo está por decidir…

Bando 004

Este gabinete no deja de ser un foro público, restringido en principio a las irreflexiones de sus primordiales miembros, pero con vocación de trasladar sus argumentos y discusiones al lugar común que le corresponde, la colectividad social, depositaria de la memoria viva y hacedora perpetua de historia. Andamos todos relativamente excitados al comprobar que esto va en serio. No nos engañemos, somos personas avezadas, de intachable trayectoria, de méritos contrastados, pero nunca habíamos tenido la oportunidad de poder hacer llegar de forma tan directa nuestros pensamientos al conjunto de la población que mora en los estados en que trabajamos, amén de aquél que nos vio nacer y al cual, aunque sea desde tan lejos a veces, servimos.

Bando 003

(Perogrullo) 

Cuando la comunicación no funciona, las grandes ideas pueden llegar a malograrse. La colaboración entre poderes es de vital importancia para que una potencialidad se convierta en realidad; el intercambio de datos; el fluido de conocimientos, saltando cuestionables fronteras… La falta de previsión, la desidia, la inoperancia y el infinito papeleo postergan cualquier intento de necesaria evolución; se posponen oportunidades únicas en espera de una mejor coyuntura que nunca se dará; y lo más lamentable de todo esto, se suspenden proyectos. Proyectos en los que, por regla general, se han empleado grandes dosis de energía, denodados esfuerzos y sacrificios que luego descubrimos como vanos. El resultado: la tercera ley de Newton lo explica perfectamente. Y, de inmediato, te piden otro. Y un bichito cojonero comienza a rondar la oreja…

Bando 002

Las cosas de Falacio van despacio. Rogamos paciencia con Falacio, la burocracia es así. Falacio es el responsable de hacer que esto funcione, es nuestro vínculo con el poder. Dice Falacio que los continuos cambios de gobierno no benefician en nada a la consecución de un espacio público al servicio del gabinete. Por alguna razón que escapa a nuestro entendimiento, entre nosotros existen serias dudas sobre la buena voluntad de este insigne intermediario, que antes fue edulcorador, correveidile, porteador y vocero. No vamos a perder los estribos; qué son unos días más después de casi un par de años en stand-by…

Bando 001

Se pone en conocimiento del vulgo que la única intención de la publicación de este documento es la rotura del hielo. El común interés que reside en dicho documento es el de conseguir un resultado mediocre que permita la gradual mejora de la información aquí contenida. Futuros edictos servirán para dar a conocer a los miembros de tan excelso gabinete, fijar prioridades y mostrar la ardua tarea que se lleva a cabo, hasta ahora de manera silenciosa, en los distintos despachos repartidos por un número considerable de estados de ánimo a lo largo, ancho y alto de todo el globo. Hemos dicho.